Zonas de recepción y mostradores de oficina

Zonas de recepción y mostradores de oficina

Los mostradores de oficina no solo tienen una función operativa de vital importancia. Son, además, el elemento más importante de la zona de recepción de una oficina, la carta de presentación de la empresa, la tarjeta de visita y la primera imagen corporativa de la marca. Dan la bienvenida al visitante y, en su diseño, hay una intencionalidad que marca de forma efectiva la impresión del visitante o cliente. Por esta razón es fundamental detenerse especialmente en esta zona, cuyo protagonismo recae en el mostrador aunque, opcionalmente, se puede completar con un área de espera. 

Hay múltiples maneras de diseñar este espacio de entrada, dependiendo de los metros o del estilo decorativo de cada oficina. Sin embargo, podemos establecer una serie de premisas para plantear el diseño, como veremos a continuación.

Zonas de recepción y mostradores de oficina

Zonas de recepción y mostradores de oficina

Mostrador exento

Esta modalidad se utiliza, sobre todo, en espacios minimalistas que quieran dar una imagen de limpieza y pulcritud. El elemento central, el mostrador, generalmente suele ser un diseño potente y realizado exprofeso para la zona, y puede aportar un punto de color que cree un gran impacto visual. Es importante que el mueble contenga y oculte todos los elementos de almacenaje, electrificación y dispositivos electrónicos, porque lo verdaderamente llamativo de este escenario es el protagonismo de su diseño. Muchos mostradores acogen el logo de la marca en su frente, por lo que el mueble se convierte en una suerte de el buque insignia de la empresa.

Zonas de recepción y mostradores de oficina

Mostrador en esquina redondeado

Para mayor aprovechamiento de los metros, los mostradores en esquina redondeados funcionan muy bien en espacios amplios y diáfanos, donde se necesite un centro operativo para varias personas o donde se reciban muchas visitas o peticiones a la vez. Por lo general, se trata de muebles modulares, que permiten hacer composiciones a la carta para adaptarse a diferentes necesidades y tamaños. Así es el sistema modular Espacio, de Limobel Inwo, que integra un frontal y laterales en aglomerado de 19 mm y tapas en aglomerado de 25 mm con canto de PVC. Los apoyos del mostrador, mediante niveladores, le permite una regulación máxima hasta 15 mm. 

Zonas de recepción y mostradores de oficina

Mostradores en ángulo

Similar a los anteriores, los mostradores en ángulo o esquina recta tienen la ventaja de que se pueden adaptar a espacios más pequeños, o salvar ángulos muertos y esquinas complicadas. En cualquier caso, todos los mostradores en esquina cuentan con mayor superficie interior para mantener a raya el material y dispositivos de trabajo que, de forma imperativa, tienen que estar ocultos en estas zonas de recepción. Los mostradores, además, pueden completarse con elementos decorativos y lumínicos que los hagan aún más atractivos, como retroiluminados o luces LEDs que perfilen el perímetro.

Zonas de recepción y mostradores de oficina

Zonas de recepción y mostradores de oficina

Mostradores con dos alturas

En recepciones con gran actividad, suele haber dos o más puestos de trabajo que realizan diferentes funciones. En estos casos, es muy efectivo el mostrador con dos alturas. La más alta mantiene al trabajador más aislado haciendo labores de registro o llamadas telefónicas, mientras que la baja sirve para atender al cliente de forma más personalizada. En muchas recepciones con varios puestos de trabajo se elige esta fórmula mixta bifuncional para asegurar un contacto directo con el cliente y, a la vez, permitir al otro trabajador aislarse para realizar otro tipo de labores.

El mostrador Pannel Duo (foto inferior) de Limobel Inwo, está pensado para ofrecer diferentes servicios de cara al cliente o visitante. Está formado por una tapa horizontal, un frente y dos costados laterales en tablero bilaminado. Su estética minimalista le permite una integración perfecta en todos los espacios de trabajo o  de cara al público. Además del bilaminado personalizado en diferentes colores, este frontal puede ser sustituido opcionalmente por metacrilato de 6 mm con un marco de aluminio anodizado en su interior.

Recepción de oficina en Barcelona con muebles de Limobel InwoZonas de recepción y mostradores de oficina

Mostradores para espacios pequeños

No todas las oficinas gozan de suficientes metros para crear un espacio específico de recepción. No obstante, hay soluciones muy ingeniosas que permiten contar con esta zona tan necesaria sin necesidad de hacer grandes alardes. Así es el sistema Heos de Limobel Inwo, compuesto por un puesto operativo al que se le ha añadido un frontal con top para mejorar la comunicación entre usuario y confidente, a la vez que mantiene la privacidad del puesto operativo. El frontal está fabricado en melamina bilaminada en múltiples acabados y va fijado a la estructura de la mesa.

Zonas de recepción y mostradores de oficina

Conjunto visual

Es de suma importancia que la zona de recepción responda a los valores y filosofía de la empresa y que en ellos se refleje eficiencia, orden, seriedad y, a la vez, cercanía y funcionalidad. Para transmitir este mensaje es habitual encontrar una fórmula que cree un conjunto visual armónico y compacto, que enmarque el logo de la empresa, siempre en posición preeminente y de gran visibilidad. El conjunto incluye lógicamente el mostrador y un elemento superior, sujeto al cielo raso, de manera que se crea una especie de cápsula de bienvenida. La iluminación y la continuidad de los materiales son también clave para crear esta imagen sólida y bien estructurada.

Fotos: Officesnapshots y Limobel Inwo

 

INSPIRING MAGAZINE